Hola, Anónimo y Kike. Gracias por vuestros generosos comentarios. El Ruedo es también uno de los edificios que más me inquietan de Madrid, aunque se trata de una inquietud positiva. El edificio me gusta, a pesar de su similitud con la cárcel (o tal vez por ello). No he entrado nunca; probablemente mi percepción cambiaría, aunque, puesto que mi acercamiento tiene mucho de literario y en cierto modo busco en primer lugar la extrañeza, incluso al margen de consideraciones sociales (lo cual, y perdón por los paréntesis, no significa que no las tenga, sino que me interesa producir texto a partir de determinados aspectos de la ciudad), mi mirada es distinta. Estoy atenta a lo que puedo crear (o más bien a mi propia manera de construir la percepción), y eso no siempre tiene una correspondencia con lo que sería una percepción estándar (si es que existe algo así, que supongo que sí, pues si no nos entenderíamos en absoluto) de estos lugares. También es cierto que las situaciones límite me impiden modificar o alejarme de esta percepción estándar. Un día llegué al antiguo poblado de Los Cármenes; era imposible desviar la mirada hacia otra cosa que no fuera las condiciones deplorables en las que vivía esa gente.  

Como puedo promover mi arte


En abril de 2014, la Sareb decidió no ejecutar la hipoteca que pesa sobre el Intempo, pese a que contractualmente podría hacerlo.84​ El 31 de enero de ese año venció el plazo que Olga Urbana tenía para devolver el préstamo.84​ En aquel entonces, la intención inicial de la Sareb era concluir el edificio,84​ y llegó a invertir 11 millones de euros para tal fin.53​ La promotora presentó un estudio de costes a mediados de 2014 para terminar la última fase de urbanización, cifrados en tres millones de euros.81​ Ya en abril de 2014 se contemplaba como única solución para cancelar el crédito hipotecario la venta del edificio completo a un grupo inversor, sin que fuera posible la compra de viviendas sueltas por particulares.85​ Con respecto a aquel comprador que desembolsara al inicio del proyecto un capital, no se prevé que puedan quedarse con el piso.85​
Tras su construcción, los promotores del edificio fueron demandados por una serie de deficiencias en las calidades y acabados del edificio,7​ así como problemas serios que impedían la correcta habitabilidad del edificio, como la falta de presión para que el agua llegara a las últimas plantas, inundaciones en los garajes, roturas y fugas de agua en las viviendas con las consiguientes inundaciones, o numerosas humedades.8​ La comunidad de propietarios de Torre Lúgano exigió a Bankia Habitat (inmobiliaria de Bankia, que sucedió a Bancaja) una indemnización de 28,2 millones de euros alegando vicios en la construcción; cantidad que, según documentos de la entidad, supera los costes de construcción del edificio.9​ Entre otros asuntos, denuncian que en vez enlucir la fachada con cemento blanco, el rascacielos está pintado de blanco o que no existe el ascensor panorámico proyectado, lo que permitió al promotor ganar espacio y construir más viviendas.10​ Finalmente, en 2014, retiraron la demanda a cambio de que la comunidad reciba finalmente del promotor 890.000 euros y de que la empresa libere otros más de 600.000 que iba consignando notarialmente para afrontar los gastos comunitarios generados por la propiedad de los apartamentos que todavía no ha vendido.6​ Actualmente el funcionamiento del edificio prácticamente está normalizado y va recuperando poco a poco el estado que debió haber presentado desde el principio.6​

Como puedo promocionar mi sitio de WordPress


‘Pasar el rato’ con tu propia tribu es una excelente forma de dar a conocer tu marca. Únase a las redes de Facebook y LinkedIn y encuentre empresarios con ideas afines para obtener ideas y apoyo. Pero no te dejes llevar, solo únete a las comunidades que se relacionan con tu nicho de mercado. Cuatro o cinco grupos para comprometerse es suficiente, de lo contrario, será difícil mantenerse al día con ellos.
Seguro, usted podrías hacerlo por tí mismo mediante una lluvia de ideas diferentes maneras de crear tu lista, como ofrecer un formulario de registro en tu página principal para capturar direcciones de correo electrónico. Puede hacer esto yendo a sitios de creación de formularios para crear un formulario simple para este propósito. Un simple formulario de dos pasos que pide el nombre y el correo electrónico de un visitante es suficiente para capturar su correo electrónico. Esto te permite enviarles por correo electrónico cualquier material de marketing o artículos que desees venderles. Sólo asegúrese de que permitas una manera para que ellos opten por no participar, ya que este es un requisito de la FTC.
En 2012, el socio mayoritario de Olga Urbana, José Ignacio de la Serna de la Garma, fue demandado por presunta estafa y apropiación indebida por un comprador que entregó aportaciones a cuenta por valor de 80 000 euros con la garantía por parte de la promotora de que estas entregas estaban avaladas por una entidad financiera.64​ Por razones similares la promotora también fue demandada por tres compradores que entregaron dinero a cuenta en concepto de señal.14​ Al no ser entregados los pisos, exigieron la devolución de los avales, que no fueron devueltos. En abril de 2014 hubo una vista a la que no acudió De la Serna pero sí otro de los tres promotores, Ignacio Boronat, que reconoció ante el juez que los avales bancarios no existían y que el dinero aportado por los compradores se destinó a la construcción del edificio.64​ Debido a que De la Serna no acudió a la citación, un juzgado de Benidorm ordenó su detención, para que declarara en calidad de imputado.65​ En febrero de 2015, tras una larga batalla contra el cáncer, De la Serna falleció sin ver su mayor proyecto concluido.66​67​ Además del Intempo, promovió varias obras en la zona, como el Neguri Gane, rascacielos de 145 metros también en Benidorm y terminado en 2002.68​ En octubre de 2015, una sentencia declaró nulas las cláusulas establecidas por Caixa Galicia limitando la cuantía del aval, haciendo responsable a Abanca como su sucesora.69​

Como atraer seguidores en las redes sociales

×